CARTA A TU NIÑO INTERIOR

Querido niño:

Somos los 3 Reyes Magos, amigos y compañeros de vida. A quienes hace algunos años vislumbrabas con la ilusión e inocencia de un niño. 
Un niño lleno de esperanzas, 
Un niño con grandes sueños,
Un niño con metas «imposibles» para los demás pero no para él. 
Un niño que no se ha perdido en el camino de la madurez y que sigue estallando en risas y travesuras, que no se cansa de dar lo mejor de sí mismo y que busca la felicidad de todos por encima de cualquier cosa.

Eres el mismo pequeño al que hace unos años te dejamos aquel regalo que quizá no anhelabas pero que te hizo inmensamente feliz.
Eres el mismo que si tenía un pedazo de pan prefería compartirlo aún sabiendo que quizá se quedaría sin bocado. 
Eres el mismo ángel que vimos nacer y crecer con absoluta perfección. 
El mismo ser honesto que siempre supimos que serias. 
Con la capacidad de amar más allá de sus propios límites. 
Con la visión de un mejor mañana. 
Con la fe de reunirte con el Gran Padre Creador de Universos.

Hoy te escribimos esta carta para agradecerte por el maravilloso ser que representas en esta vida llena de paradigmas y retos donde nunca te has dado por vencido. 
Donde aún confías en nosotros y en nuestra energía poderosa capaz de transmutar en ti y brindar felicidad a quien más lo necesita.
Hoy te agradecemos ser un representante de la luz, magia, belleza y humildad de nuestro espíritu.

Los regalos que ofrecemos para ti llevan nombre y forma, se encuentran en cada acto de tu vida, en cada puesta de sol y en cada latido de amor en tú corazón.

Que nuestras bendiciones sean bienaventuradas en tu existencia y que ninguna de ellas falte en tu camino.

Con amor. 
Melchor, Gaspar y Baltazar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *